Los hoteles híbridos: la clave para la supervivencia del sector hotelero post-covid en España

Reconvertir los espacios vacíos en oportunidades de negocio e impulsar el turismo nacional serán claves para darle la vuelta a la situación del sector turístico español, que ha necesitado un cambio de rumbo desde el inicio de la pandemia.

El sector hotelero ha sufrido un gran golpe desde marzo, desde el comienzo de la crisis sanitaria, situación que ha puesto en jaque al mercado español. Si comparamos las cifras de la temporada de verano del 2020, con las del año anterior, entenderemos mejor a qué se enfrenta el sector turístico. Según datos del INE, en agosto los establecimientos hoteleros recibieron a 5,8 millones de viajeros, que realizaron 16,8 millones de pernoctaciones, cifras que suponen un 45,2% y un 35,7% menos respecto al año pasado.

El turismo siempre ha sido el sector por excelencia que más riqueza ha aportado en la economía española. Hace tan sólo un año representaba el 14,6% del PIB y generaba 2,8 millones de empleos, según un informe elaborado por la asociación empresarial World Travel & Tourism. El impacto de la pandemia en sector turístico, según el mismo estudio, podría alcanzar los 134.000 millones de euros al final de año, en el peor escenario.

Debido a la poca demanda permanecieron abiertos 13.008 establecimientos, un 23,2% menos, y, además, el grado de ocupación por plaza descendió hasta un 42,49 %. En lo que llevamos de año, España ha perdido alrededor de medio billón de turistas internacionales respecto al 2019, lo que ha supuesto una pérdida de 50 mil millones al bolsillo del PIB español. La situación es más crítica en aquellas comunidades que dependen del turismo, como las Islas Baleares que, desde el confinamiento, ha perdido cerca de un 40% de su PIB.
Tampoco ha ayudado la aplicación de medidas unilaterales de varios países en prejuicio de España, como Reino Unido y Alemania. Unas mediadas que no fueron coordinadas por la Unión. De 48.087 empleados en el sector turístico que trabajaban en septiembre del año pasado, pasaron a, tan sólo, 18.250 en este 2020. Al menos, sabemos que estas restricciones se levantarán a partir del 25 de octubre en ambos países, pues ambas han incluido a Canarias como uno de los mejores destinos sin riesgo para viajar. Este cambio de escenario activará la economía del archipiélago y ayudará a compensar un poco la balanza de pérdidas del PIB español.

Hoteles híbridos: la clave para la supervivencia del sector hotelero

Debido a la gravedad de las cifras y, en vistas a una nueva oleada de contagios y restricciones, ha obligado al sector a repensar su modelo de negocio y a explorar oportunidades para reconvertir sus espacios. Para salvar la temporada de otoño-invierno, la supervivencia de los hoteles no puede depender al 100% del turismo. Aprovechar las necesidades que tiene el mercado post-covid, y adaptarse con rapidez, será la clave para hacer reflotar al sector.

Sabemos que poder trabajar cumpliendo con las medidas de seguridad es fundamental y, también, que estas medidas se han convertido en un imposible para muchas empresas. Muchos empleados, cuando pasaron al sistema del teletrabajo, tampoco disponían de un lugar idóneo para ello. Aquí es donde entran los hoteles, pues los que dispongan de las infraestructuras para hacerlo, podrán crear espacios cómodos y ordenados donde poder trabajar y cubrir esa posibilidad de negocio.

El sector turístico en España- Gráfica

Fernando Gallardo, presidente de la comisión de turismo de MADFintech y analista de tendencias y nuevos conceptos en turismo, también apunta al teletrabajo como la gran esperanza de la reconversión de las instalaciones hoteleras en desuso. Algunos expertos, como Gallardo, estiman que en 2030 la cifra de trabajadores fuera de las oficinas superará los 1.000 millones en todo el mundo. Las necesidades del teletrabajo van a obligar a un buen número de hoteles tradicionales a reconvertir sus habitaciones vacacionales en espacios de teletrabajo, así como sus instalaciones comunales en oficinas móviles con conexiones de banda ancha y servicios ofimáticos y de alimentación adaptados a esta nueva clientela.

Indicadores turísticos

 

Tras analizar las tendencias del sector turístico en Europa, Colliers Internacional, líder global en servicios inmobiliarios, señalaba que el uso de hoteles como espacios de trabajo podrían incrementar hasta un 20% los ingresos de los operadores hoteleros especializados en ese nicho de producto. El experto, nos aconseja y señala que los hoteles que quieran seguir este concepto, deberán reunir las siguientes características: Una excelente infraestructura y equipamiento tecnológico; flexibilidad en la configuración del mobiliario y los espacios de la habitación de hotel; instalaciones adecuadas para el trabajo compartido: zonas habilitadas para el coworking; buenas instalaciones de Food & Beverage; y capacidad de ofrecer servicios de personalización de espacios.

También se plantean reconvertirlos no sólo en oficinas, sino también en hoteles medicalizados, geriátricos o residencias de estudiantes, para dar salida a las habitaciones desocupadas. Esta rapidez de cambio, dependerá de la óptima gestión de la logística interna, pues deberá adaptarse a las necesidades de cada hotel híbrido y su nueva estructura. Si optimizamos todas las piezas para ofrecer un buen servicio en los hoteles híbridos, sea cual que sea, hará ganar puntos al sector hotelero y a su supervivencia.